CONSULTAS A MAOKOTO (CLICK AQUI)

Cuándo usar correas para los levantamientos

Los levantadores más hardcore a menudo asocian la utilización de correas de levantamiento con un agarre débil. Evitar las correas durante ejercicios pesados como pesos muertos, remos y jalones puede ser bueno para ganar fuerza en las manos y antebrazos, pero también se pueden utilizar las correas con usos estratégicos.

Las correas pueden usarse sobre todo cuando la fuerza de agarre es el factor limitante, o en la ejecución de ejercicios para crear una conexión mente-músculo específica en músculos concretos. A continuación hablaremos de cuando se deberían usar las correas y cuando no.



Cuándo usarlas

Para progresar en el gimnasio, necesitas una sobrecarga constante y a largo plazo. Pero cuando llegamos cerca de nuestro potencial físico, las debilidades se verán de manera más fácil en el entrenamiento. Y es entonces que se vuelve más difícil seguir mejorando en los levantamientos grandes.

Utilizar correas estratégicamente en entrenamientos sub-máximos puede ser ventajosos. Evitará que nos veamos limitados por la fuerza de agarre y permitirá que otros músculos del cuerpo reciban sobrecarga.

La musculatura de la mano, muñeca y antebrazo es dominante en fibras lentas. Esto significa que está diseñada para soportar periodos largos de tensión. El agarre está diseñado para la resistencia, pero hay momentos en un entrenamiento avanzado en los que el tiempo bajo tensión total se verá limitado por el agarre.

En una programación de entrenamiento para masa muscular más avanzada que implique una intensidad relativa alta, como en las series descendentes extendidas, repeticiones parciales y aguantes isométricos, el agarre no debería ser el factor limitante si lo que se quiere es cosechar los beneficios de extender una serie y buscar la congestión.

Para los movimientos de tirón en los que se apliquen técnicas de intensidad, las correas son una buena elección para maximizar el desafío de cada serie. También pueden utilizarse en movimientos de más aislamiento para enfatizar la acción muscular en la espalda, hombros, o incluso el tren inferior.

Utilizando el jalón al pecho en cable por ejemplo, el músculo principal debería ser el dorsal. Pero muchas veces los antebrazos y biceps quitan tensión al dorsal complicando el conseguir una fuerte contracción del mismo. Sin embargo, al utilizar unas buenas correas, el agarre puede relajarse, los biceps no se enfatizan, y la carga puede ser levantada más directamente por los dorsales. Este mismo principio puede aplicarse a pesos muertos a altas repeticiones con énfasis en la espalda, al trabajo directo del hombro con elevaciones laterales, e incluso con movimientos del tren inferior como las zancadas con mancuernas pesadas que se sostienen a los lados.

Cuándo no usarlas

Si eres nuevo en el mundo de la fuerza, no uses correas. Estarás mejorando tus capacidades motoras y aprendiendo a tensar todo el cuerpo al unísono. No usar correas durante el primer o dos primeros años, ayudará a fortalecer las articulaciones y a prevenir daños innecesarios en el hombro, codo y la columna.

Levantar con las manos desnudas mejora el efecto de irradiación, que transfiere la fuerza de las manos hacia la cadena cinética. Por supuesto, esto pondrá un límite a los pesos que puedes mover, pero eso es algo bueno cuando todavía se están desarrollando los distintos patrones de movimiento.

¿Qué sucede con un levantador más avanzado? Aunque puede que se haya ganado el derecho a entrenar pesado, todavía se ha de ser moderado con el uso de correas. Por supuesto, usar correas permite poner más peso, especialmente si el punto débil son los dedos. Pero solo deberían usarse un poco en series máximas. Es recomendable realizar todas las series de calentamiento y aproximación sin ellas, así como también la mayor parte de los ejercicios auxiliares de tirón.

Finalmente, si el agarre o la fuerza del bíceps son el punto débil, es mejor usar trabajo pesado sin correas para mejorarlos. Luego, conforme el agarre y los antebrazos se ven más enfatizados por el entrenamiento, los bíceps empezarán a reclutarse más debido a la ley de irradiación. Aunque esto es fantástico para mejorar estas áreas problemáticas para levantadores más avanzados, puede ser un desafío que el agarre y los bíceps tomen el control durante los ejercicios de tirón. Usa las correas con sabiduría si eso sucede.

Y tú ¿has usado correas? ¿considerarás usarlas? ¡Comenta!

Traducido de: https://www.t-nation.com/training/tip-should-i-use-lifting-straps

Deja un comentario